Comparta

Veneno

Si a Ud. le preguntaran qué es lo más dañino en el veneno, su cantidad o su capacidad destructiva, ciertamente que Ud. respondería que la capacidad destructiva que éste tenga.

Tal respuesta, que nace del sentido común, parece no ser tan clara para el Gobierno del Presidente Piñera.

En efecto, delante de una protesta oficial del Canciller peruano por la realización de un acto autorizado a favor del Sendero Luminoso en la Plaza de Armas de Santiago, las autoridades nacionales respondieron que los participantes eran muy pocos.

Ahora, el Sendero Luminoso no es peligroso por su número sino por su capacidad asesina. En el Perú, de acuerdo con investigaciones públicas y serias han asesinado a más de 30.000 personas.

Por este motivo Acción Familia cursó una carta de protesta al Ministro del Interior Hinzpeter, de la cual damos conocimiento a nuestros amigos.

*         *         *

Santiago, 2 de mayo 2012

Sr. Rodrigo Hinzpeter,

Ministro del Interior

Presente

(c/c al Sr, Ministro de RREE Don Alfredo Moreno, Al Sr. Ministro de Defensa, Don Andrés Allamand y al Sr. Embajador del Perú Don Carlos Pareja)

Nos dirigimos a Ud. en nuestra calidad de directores de la asociación Acción Familia, para manifestar nuestra profunda extrañeza y desconcierto en relación a la autorización concedida a un acto público realizado recientemente a favor de “Sendero Luminoso”.

En efecto, el pasado 17 de abril un grupo de simpatizantes de la guerrilla terrorista “Sendero Luminoso” del Perú, organizó un acto en la Plaza de Armas de Santiago. (1) El acto contó con protección de Carabineros, de acuerdo a testigos presenciales.

Al respecto, tanto el Canciller Roncagliolo cuanto el Ministro del Interior peruano, Sr. Valdés, manifestaron oportunamente su “protesta y preocupación” por el referido acto.

De acuerdo con la propias declaraciones del Canciller de ese país, la respuesta del Gobierno chileno fue que la “protesta senderista en Chile fue reducida y no tuvo efectos”. La versión oficial del Gobierno nacional fue que “(la pequeña manifestación) no ha tenido ningún efecto en las circunstancias internas chilenas”.

Permítanos manifestarle con toda franqueza, Sr. Ministro, que no puede dejar de llamar poderosamente la atención la despreocupación que esa respuesta indica.

En efecto, como se sabe la guerrilla del movimiento “Sendero Luminoso” ha sido una de las más crueles y asesinas del Continente, mucho peor que las sanguinarias FARC de Colombia. Se estima que “Sendero Luminoso” fue responsable de la muerte de 31.331 personas (2).

Minimizar el acto en Chile sólo por el número de sus participantes, es similar a la falta de vigilancia de un médico que despreciara la aparición de un tumor altamente maligno en su paciente, sólo por su reducido tamaño. “Sendero Luminoso” es de pequeñas proporciones, pero es enormemente sanguinario, con el agravante de que se destacó por exterminar aldeas enteras en la sierra peruana, incluyendo a muchos hombres y mujeres ancianos, así como bebés recién nacidos.

Por otra parte, “Sendero Luminoso” continúa actuando en estos días en el Perú, es decir, precisamente en el país limítrofe con Chile. Este factor de vecindad, ya constituye por sí mismo un problema que no puede dejar de ser considerado como particularmente grave y cercano.

Además de lo anterior, la autoridad nacional sabe perfectamente que en Chile existen cerca de 160.000 inmigrantes peruanos y que perfectamente podrían encontrarse entre ellos algunas células venidas para conspirar en nuestro País y preparar masacres.

Se suma también otro agravante que nuestras autoridades no pueden desconocer, y es que hoy los movimientos guerrilleros forman una internacional y que la presencia en Chile de “senderistas” debe llevar a sospechar que éstos ya han celebrado reuniones y acuerdos con las diversas agrupaciones con similares fines que actúan en nuestro territorio, potenciando de esta forma la capacidad destructiva de esos grupos. Tal sospecha es reforzada por el hecho de que el acto realizado en Santiago fue organizado por el brazo político del movimiento pro Sendero autodenominado ”Movadef Chile”, lo cual indica claramente su instalación en el País.

Por todo lo anterior solicitamos al Sr. Ministro del Interior tomar las medidas necesarias con el fin de que el enlace terrorista no crezca en nuestro suelo. Y desde ya, con el debido respeto, le solicitamos que no se vuelva a conceder autorización para la repetición de actos como el señalado, pues parecen desmentir la preocupación del Gobierno por los derechos humanos y por el orden jurídico nacional.

Nos permitimos sugerirle, Sr. Ministro, que actúe de conjunto con su par peruano para coordinar una acción sostenida por los canales legales pertinentes, de forma a evitar la internacionalización de “Sendero Luminoso” y su penetración en Chile.

Estas medidas nos parecen prudenciales y creemos que no constituyen una exageración, pues los tumores malignos son muy fáciles de extirpar cuando detectados en su germen y muy dañinos y de difícil curación cuando se les permite crecer.

Agradecemos su atención y las medidas que en este sentido Ud. quiera disponer.

Sin otro particular, aprovechamos la oportunidad para saludarlo con nuestra alta consideración,

Atte.

Alfredo Mac Hale Espinosa –   Carlos del Campo García Huidobro

Luis Montes Bezanilla – Juan Antonio Montes Varas

——————————————————————————–

[1] Sendero Luminoso, cuyo nombre oficial es Partido Comunista del Perú-Sendero Luminoso (PCP-SL), es una organización terrorista de tendencia ideológica maoísta originada en el Perú.[1] La meta de Sendero Luminoso es reemplazar las instituciones peruanas, que consideran burguesas, por un régimen revolucionario campesino comunista, presumiblemente iniciándose a través del concepto maoísta de la Nueva Democracia. En 1980, desató el conflicto armado interno del cual participó como principal agente hasta la captura de su líder, Abimael Guzmán Reynoso en 1992, tras lo cual sólo ha tenido actuaciones esporádicas. Cf. Rochlin, James F. Vanguard Revolutionaries in Latin America: Peru, Colombia, México. p. 3. Lynne Rienner Publishers: Boulder and London, 2003. (ISBN 1-58826-106-9).

[2] La Comisión de la Verdad y Reconciliación establecida en el 2000 señaló que el número de víctimas de la guerra anti-subversiva fue de aproximadamente 69.280 muertos de los que sólo 22.507 están identificadas. De ellos, se estima que “Sendero Luminoso” fue responsable de la muerte de 31.331 personas. (cf. La Comisión de la Verdad y Reconciliación. “¿Cuántos Peruanos Murieron? Estimación del Total de Víctimas Causadas Por el Conflicto Armado Interno Entre 1980 y el 2000.”, 28 de agosto de 2003). Es preciso destacar que la aludida Comisión de la Verdad y Reconciliación incluyó a notorios izquierdistas, de modo que se debe descartar en sus conclusiones que haya cualquier exageración contra “Sendero Luminoso”, aunque sí la tuvo, infelizmente, contra las fuerzas militares que defendían el orden legal.

Print Friendly

Gravityscan Badge


08/05/2012 | Por | Categoría: Tolerancia
Tags: , , ,

Deje su comentario